29.9.10

Grandes canciones a dúo: Say say say


2


Recuerdo que, en cierta etapa de mi infancia, no teníamos televisor en casa. Para ver algunos programas infantiles como El Pájaro Loco o Los Picapiedras, teníamos que ir donde un vecino y tratar de no ser molestos para no perdernos la transmisión de esos programas. Sin embargo, una radio nunca falto. Por lo tanto, música, en casa, nunca falto.

Recuerdo, de forma muy especial, un radio/tocadiscos que teníamos en la pequeña sala de la casa donde vivíamos en esos días. Era como una mesa, pero en su interior tenía corazón musical.

Un día, mi madre, que tenía que alimentarnos, tuvo que venderlo para conseguir un poco de dinero. Así, aquel electrodoméstico, pasó a ser un recuerdo más.

Por ello, cuando escribía sobre la segunda canción elegida de esta serie —canciones a dúo—, el recuerdo de ese aparato me invadía constantemente, pues, fue precisamente de su interior donde escuché por primera vez Say say say, de Paul McCartney y Michael Jackson.



Curioso. Ambos personajes pertenecieron a un grupo musical en sus inicios. Paul, en ese sentido, aventaja a Michael, pues, a pesar que The Jackson Five era un grupo muy popular, jamás alcanzaría la fama de los cuatro de Liverpool, The Beatles. Sin embargo, como solistas, o sea, trabajando bajo la sombra de su propio nombre, el morenito que se volvió blanco quizás llego a ser más popular que el dudoso beatle, al punto de llamársele "Rey del Pop" sin mucho cuestionamiento.

Say say say no fue la única canción que grabaron juntos. This Girl is Mine, del álbum Thriller (Jackson) y The Man, del álbum Pipes of Peaces (McCartney), son las otras canciones que grabaron a dúo. Sin embargo, Say say say, incluida en Pipes of Peaces, fue la canción más exitosa del improvisado dueto.


Curiosamente, Say say say, es la canción más exitosa de Michael Jackson, según la Revista Billboard, al permanecer seis semanas en el Billboard Hot 100 como #1 y aguantar dieciocho en el Top 40 de la misma lista.

Aunque los créditos de la canción son compartidos, Ray Coleman, biógrafo de McCartney, asegura que la mayoría de la letra de Say say say fue escrita por Michael. Sin embargo, en el aspecto musical, McCartney tiene más peso en el corte final al aportar las ejecuciones del sintetizador, percusiones, guitarra y bajo. A pesar de ello, no se puede decir que el "concepto musical de la canción" pertenezca a McCartney. George Martin —el quinto beatle—, productor de la canción, se encargó de apuntar que, "aunque Michael no es un músico, en el sentido estricto de la palabra, como Paul, sabe muy bien qué es lo que quiere musicalmente y se mantiene muy firme en sus ideas".

El famoso sonido de la harmónica es obra de Chris Smith y la guitarra ritmica fue grabada por David Williams.

Say say say fue grabada en Abbey Road Studios, entre mayo y septiembre de 1981. Los retoques (overdubs, sampleo) se hicieron en Cherokee Studios, California, hasta completar la producción en febrero de 1983.

Sobre la experiencia Michael afirmó que "Paul y él compartían la misma idea de cómo debe funcionar una canción pop" por lo que trabajar junto al beatle (o ex-beatle) fue "un regalo".

La química entre ambos músicos es evidente no sólo vocal y musicalmente sino también visualmente, donde ninguno estroba al otro, ni se opacan, como quedó demostrado en el vídeo de la canción, donde aparecen Linda, esposa de Paul, y La Toya, hermana de Michael.



Y para que no se crea que esta serie —canciones a dúo— es sobre los vídeos no diré más del mismo.

Say say say es sin duda una joya musical, no sólo por su potencial musical —que no es del otro mundo— sino por datos como: haber sido grabada en dos míticos estudios como Abbey Road, donde se grabó la mayoría de los discos de The Beatles, y Cherokee Studios, donde se grabó Off the wall, de Michael Jackons. Agregemole que fue producida ni más ni menos que por el Quinto Beatle, George Martin y que fue grabada por dos talentosos de la historia musical: Paul McCartney y Michael Jackson.

Probablemente, la última razón, sea la que potenció más el éxito de la misma.

Tum tum tum... batería, sintetizadores, unos leves riff de guitarra, tres acentos en la batería y say say say...



La canción la llevo en el adn desde niño. No se diga más.


***

Próxima entrega: Dancing in the Street, con Mick Jagger y David Bowie

No hay comentarios: